Creíamos que el 2021 sería un año para olvidarnos del horrible 2020. Pero no ha sido más que el coletazo de todo lo anterior. ¿Habrá grandes cambios este año nuevo? No lo sé, pero de momento… Adiós 2021, bienvenido 2022.

Si te apetece leer cómo terminé/empecé el 2021, pincha aquí.

Este 2021 tampoco ha sido tan malo en lo que a viajes se refiere, que es para lo que estamos aquí. Yo le tenía puesta la esperanza al otoño y desde luego que acerté.

Fuimos de menos a más. A principio de año estuvimos sin poder movernos prácticamente ni de nuestro perímetro. Pero esa banda se fue abriendo poco a poco.

En enero, en Madrid, podemos decir que sufrimos Filomena, pero antes del caos, la estampa que dejó fue espectacular de bonita. El paseo de primer reconocimiento lo hice por El Retiro y aluciné de lo precioso que estaba todo.

palacio de cristal el retiro madrid
Palacio de Cristal en Filomena

El mes de febrero lo dediqué a conocer más de mi ciudad y alguno de sus museos menos conocidos, como el Geominero. Es algo que me gustaría seguir haciendo este 2022.

En marzo, aprovechando que ya podíamos movernos por toda nuestra comunidad, hicimos varias visitas. Fuimos a Patones de Arriba, a Pedrezuela y al castillo de Manzanares el Real.

castillo manzanares el real madrid
Manzanares el Real

El mes de abril fue más tranquilo en cuanto a salidas, pero aprovechamos que le dieron un gran respiro a la hostelería y al ocio «nocturno». Nos dedicamos a probar nuevos restaurantes, un speakeasy y a salir a tomar alguna copa.

En mayo tuve la visita de una amiga de Barcelona que ya conocía Madrid, por lo que hice de guía por un Madrid menos conocido pero muy cautivador. Además, este mes se abrieron fronteras entre comunidades y no pudimos resistirnos a conocer Cuenca y su famosa Ruta de las Caras.

En el mes de junio pudimos volver a hacer nuestro viaje familiar anual a Denia. Ya son muchos los años que llevamos haciéndolo excepto en 2020, que obviamente no se pudo. Volver fue un chute de energía.

Julio fue el mes de nuestras vacaciones e hicimos una ruta de 21 días por lugares de España que teníamos muy pendientes. Como no me quiero enrollar mucho, puedes leer la ruta completa aquí.

calella de palafrugell costa brava girona
Calella de Palafrugell, Costa Brava

A finales de agosto pude conocer bien (al fin) Barcelona. En este caso tuve buenas guías catalanas, lo cual te hace disfrutar aún más del destino. Y he de decir que me enamoré de la ciudad condal. Tanto que ya veis cual es la portada de este post.

Septiembre fue el mes de volver a pisar un aeropuerto tras un año y siete meses. Se me había hecho eterno! Pero por fin estábamos volando, y en esta ocasión fue para conocer la preciosa capital portuguesa, Lisboa.

plaza del comercio lisboa
Plaza del Comercio, Lisboa

En octubre tuve el placer de asistir a la premier de la película «Un viaje Extraordinario» de la mano de Patrimonio Nacional. Una película que recorre todas las ciudades españolas Patrimonio de la Humanidad. Otra forma de viajar.

Noviembre fue un mes espectacular gracias a que por fin conocimos Viena. Cuando hicimos interrail dedicamos mucho tiempo a Austria pero nos faltó su capital. Con todo el jaleo que se nos vino encima nos fue imposible ir antes.

palacio belvedere viena
Palacio Belvedere, Viena

Y en diciembre pudimos cumplir otro de los viajes que se nos chafó con la pandemia, al cual teníamos muchas ganas: ir a hacer snowboard a Andorra. Viajazo. Si ya nos gustaba este país en verano, en invierno nos ha vuelto locos. Es espectacular poder hacer tu deporte favorito rodeado de esos paisajes tan espectaculares.

grau roig grandvalira andorra
Sector Grau Roig de Grandvalira, Andorra

Cervecita en mano le digo adiós al 2021, y bienvenido al 2022.

Para este año tengo varios viajes en mente pero he decidido no dar rienda suelta de manera pública a nada hasta que no vayan sucediendo. Solo creo (y espero) que será un gran año, no por cantidad de viajes, sino por su calidad.

Si de algo me ha servido el 2021 ha sido a tender puentes con lugares a los que no prestaba tanta atención y a disfrutarlos mucho más. Al final, lo importante, es exprimir todo lo bueno que te venga.

Entre mis propósitos de este año están el volver a algún lugar que me haya hecho feliz y cumplir alguno de mis sueños viajeros. ¿Se dará? Tendremos que esperar 365 días para saberlo.

Eso sí, a mí nunca me falta la ilusión y estoy deseando hacer frente a este nuevo año.

Os deseo a todos un feliz 2022, lleno de felicidad, viajes y salud.

Nos vemos pronto en un nuevo post.

Vamos a por todas.

Adiós 2021, bienvenido 2022.

Leave a Reply